La gran novela americana del siglo XXI es un cómic y su titulo es Sabrina. Un retrato crudo y descarnado de nuestra época que sacude al lector con violencia.

Sabrina Gallo es una joven de 27 años que un día se desvanece sin dejar rastro. Su desaparición inicia un debate mediático tras la publicación en Internet de un vídeo en el que se muestra su asesinato. Este es el punto de partida que el joven historietista estadounidense Nick Drnaso –illinois 1989– utiliza para diseccionar la sociedad actual en esta novela gráfica ganadora del prestigioso premio Man Booker en 2018. Una novela en la que la desaparición de la propia Sabrina sera una mera excusa para mostrarnos los bajos fondos humanos de una sociedad enferma en la era de la postverdad.

La presencia fantasmagórica de Sabrina impregna la totalidad de la obra. Sirve como eje vertebrador para mostrar al lector las muchas facetas desde las que se puede afrontar el terrible dolor de una perdida. Y sirve eventualmente para poner el foco en las miserias de una sociedad que aprovecha las tragedias ajenas para generar dolor y odio. Drnaso toca temas universales y lo hace de modo incisivo. Y aunque las referencias a la era de la post-verdad y las fake news son evidentes, el sustrato de la obra es mucho mas universal. Drnaso lanza una bofetada al lector y un toque de atención a una sociedad cada vez inmune al dolor ajeno y cada día menos empática.

Sabrina vista por nick Drnaso
Sabrina, personaje central de la obra.

Antes la bilis, el odio y las teorías de la conspiración no tenían mas cabida que los late-night, los diarios con pocos escrúpulos o las charlas de ascensor. Con la época de la utraconectividad e internet cada persona tiene una tribuna con millones de potenciales receptores. Reina la sensación de que por muy descabellada que sea la opinión que colguemos, por muy duro que pueda resultar para cualquier persona lo que digamos, se goza de impunidad absoluta. El morbo por el morbo, la inmunidad al dolor ajeno, son el motor de una mayoría no silenciosa que se une a la turba aunque esta tenga como destino arrasar la vida de otra persona. Y Drnaso traslada estos temas con total maestría a su obra.

Pero Sabrina es a su vez una obra sobre la gestión del dolor, la resilencia y la perdida. La perdida de la una hermana, la perdida de una pareja o la perdida de una familia. No hay personajes ejemplares y las acciones en principio altruistas esconden –de manera intencionada o no– motivos egoístas. Teddy, novio de Sabrina pone tierra de por medio y se muda a vivir con Calvin, amigo de su infancia quien acaba de divorciarse de su mujer y vive solo en una base aérea. No afronta su dolor y pasa los días en casa de Calvin escuchando en la radio teorías disparatadas sobre la muerte de Sabrina sin salir de la cama. Incapaz de afrontar el dolor ve su vida frenada y sin un rumbo fijo en una constante huida hacia delante.

Calvin acepta a Teddy en su casa para cubrir el vacío que su mujer y su hija le han dejado. Pasa el día atado a un trabajo gris y monótono y jugando a shooters online por la noche. Adopta como suyo el dolor de Teddy para poder sentirse parte de algo que le haga sentirse humano sin comprometer su propia vida. Es incapaz de tomar el rumbo de su matrimonio y su trabajo los cuales están en un perpetuo stand-by. Un personaje débil que aprovecha el dolor de su amigo para atenuar el suyo o al menos no pensar en el por un instante. La hermana de Sabrina opta por la autodestruccion y el odio incapaz de asimilar la perdida durante gran parte de la novela gráfica y protagonizando alguna de las escenas mas duras de la misma.

La simplicidad gráfica de Drnaso puede chocarle al lector en un primer momento. No obstante su particular estilo narrativo, en el que la media de viñetas por pagina es de 15, obliga a esta esquematización. Despoja de todo detalle innecesario a su estilo mostrando solo un “esqueleto visual” dejando el peso en los textos, muy abundantes. No por ello da sensación de pobreza o dejadez, los acabados y el detalle de estos pocos trazos son impecables. Lo es también la elección de la plantilla de colores, transitando constantemente por colores grises, marrones y tonos pastel apagados dotando de una patina de frialdad omnipresente –y muy oportuna– a la obra.

Pagina interior de la novela gráfica Sabrina de Nick Drnaso
La particular narrativa de Drnaso en Sabrina

Drnaso huye de la narrativa lineal convencional de manera deliberada y opta por una estructura coral. Disposición que podría remitir al lector a filmes como 21 Gramos, Babel o Crash por poner un ejemplo. No cae en los errores de este tipo de narraciones y consigue equilibrar a todos los personajes tomándose el tiempo necesario para su presentación, desarrollo y evolución posterior. Un encaje de bolillos narrativo del que un autor con menos sentido del ritmo no habría salido tan bien parado como el historietista norteamericano.

De manera indiscutible, Sabrina se establece como uno de los estandartes de la novela gráfica de los últimos tiempos . Puede que hace años se esperase que una gran novela americana, o a un filme que se erigieran como reflejo de un zeitgeist concreto. La obra de Drnaso ha conseguido llenar este hueco de manera demoledora tomando una fotografia al momento actual. Consigue reflejar no solo lo evidente sino aquello que escondemos debajo de la alfombra o en el fondo de un cajón. Un análisis certero de los rincones oscuros de nuestra sociedad actual sin paños calientes.

Es una obra tan brillante como incomoda cuando eres plenamente consciente de lo que estas leyendo. Un espejo que nos devuelve una imagen nuestra que nos hará apartar la mirada. De manera ineludible un escalofrío recorrerá al lector de arriba abajo al cerrar el tomo. En Sabrina no hay concesión alguna. Y de haberla habido Drnaso habría diluido su mensaje de manera considerable. Es una obra necesaria y de una profundidad inaudita. Un grito lanzado al aire que busca remover conciencias y que lo consigue con creces. Una obra que ha trascendido su genero y que se ha convertido en un clásico instantáneo. La gran novela americana del siglo XXI es un CÓMIC.

Título original: Sabrina

ISBN: 978-84-16131-43-3

Número de páginas: 204

Tipo de edición: Cartoné

Sello editorial: Salamandra Graphic

Colección: Salamandra Graphic

PVP: 24,00 €

La gran novela americana del siglo XXI es un cómic y su titulo es Sabrina. Un retrato crudo y descarnado de nuestra época que sacude al lector con violencia. Sabrina Gallo es una joven de 27 años que un día se desvanece sin dejar rastro. Su desaparición inicia un debate mediático tras la publicación en Internet de un vídeo en el que se muestra su asesinato. Este es el punto de partida que el joven historietista estadounidense Nick Drnaso -illinois 1989- utiliza para diseccionar la sociedad actual en esta novela gráfica ganadora del prestigioso premio Man Booker en 2018. Una…
La gran novela americana del siglo XXI es un cómic y su titulo es Sabrina. Un retrato crudo y descarnado de toda una época que sacude al lector. Un clásico instantáneo y una pieza imprescindible en toda comicteca o estantería.

SABRINA - NICK DRNASO

Nuestra nota - 95%

95%

Imprescindible.

La gran novela americana del siglo XXI es un cómic y su titulo es Sabrina. Un retrato crudo y descarnado de toda una época que sacude al lector. Un clásico instantáneo y una pieza imprescindible en toda comicteca o estantería.

User Rating: 4.13 ( 8 votes)